Volta Montana en Filipinas

Adoramos Galicia, somos Galicia Lovers, pero nos encanta viajar también fuera de nuestras fronteras, es algo inherente a nosotros y casi casi una necesidad tan imperiosa como comer y dormir. Y esta necesidad nuestra, queremos compartirla también con vosotros, así que os iremos contando nuestros viajes por el mundo, y sobretodo enseñándoos muchas fotos.

Hace unos meses estuvimos en Filipinas, y escribimos nuestra experiencia en el blog «Equipaxe de Man». Así que transcribimos (y actualizamos) aquí nuestra experiencia.

Filipinas, islas de Corón y El Nido

Filipinas fue nuestro destino preferido para viajar el pasado noviembre, y pasar cerca de un mes de vacaciones aprovechando esta temporada, todavía sin lluvias y sin tifones en las islas.

La entrada al país fue a través del aeropuerto de Manila, del que, en cuanto pudimos, tratamos de escapar. Esquivando las paredes empapeladas con el eslogan nacional “It’s more fun in the Philippines”, metros donde los guardias de seguridad empujan hasta que todos están dentro, calles llenas de  jeepneys, y el sol abrasador que te deja hasta heridas en la piel, por fin pudimos dejar atrás la ciudad.

 

filipinas con volta montana

 

Volamos en una avioneta que nos llevaría hasta la isla de Corón, uno de los mejores spots del mundo para bucear, donde casi casi podríamos estar solos, y dentro de lo que cabe, más o menos fue así. Uno de los criterios que normalmente usamos para saber si en un lugar hay mucho turismo o no, (además de los obvios), es ver si los niños locales te saludan o no, en caso afirmativo, interpreto que aún no están cansados de los turistas.

 

IMG_5468

 

DSC4366-1024x682

 

Ya en la isla de Corón, tienes la sensación de aterrizar en uno de los escenarios de la película Avatar, con esos cielos perfectos, relieves kársticos con vegetación verde y frondosa y con raras especies de animales y de árboles.

 

DSC4387

 

DSC4505

 

Sin duda, un destino bastante exótico, y eso sí, para los amantes del buceo, o al menos, del snorkel, ya que todas las actividades que se pueden hacer en la isla, tienen que ver con deportes náuticos. Si te marean los barcos, mejor no ir.

 

DSC4678

 

En el caso de no bucear, y llegases hasta la isla víctima de un engaño, tienes tres opciones:

  • La primera es que te lances a la aventura y te saques el título Open Water, y vayas a bucear para ver barcos de guerra japoneses hundidos durante la Segunda Guerra Mundial. Más que recomendable.
  • Contratar un tour de un día para recorrer las pequeñas islas que encontramos en Corón, y sus playas en una banca, la embarcación tradicional filipina

 

DSC4698

 

  • Encontrar un barquero que te lleve a los puntos que tú quieras, escapando un poco de la masa 🙂 (vamos, unos 30 turistas por día)

 

DSC4679

 

Por suerte pudimos estar en la isla algún día más de los pensados, con lo que tuvimos tiempo para alquilar una moto (automática y de marchas, el terreno no está como para llevar scooters), y recorrer la isla. En estas situaciones es cuando te das cuenta de que realmente  “It’s more fun in the Philippines”

  • La sonrisa de esta gente es real, no como la que puedes percibir en Tailandia, quizás un poco menos auténtica.

 

DSC4783

 

Una excursión en moto por la isla puede hacerte sentir como la Reina de Inglaterra, saludando a cuanto niño te encuentras, y creedme, son muchos.

 

DSC4366-1024x682

 

Llegas a playas vírgenes donde solo te encuentras a un par de vacas y un par de niños que luego vendrán a ver el color de tu pelo, o ese bikini raro que llevas.

Es curioso descubrir iglesias católicas como «Iglesia ni Cristo» en medio del Sudeste Asiático. Sí, en Filipinas son católicos.

 

DSC4569

 

O escuchar a hablar a un filipino en su lengua materna, el tagalo, y darte cuenta de que utilizan palabras como «cuchillo», «cuchara» y»tenedor», «uno», «dos», «tres», «amigo», o el mítico «para-para», usado para bajarte de cualquier transporte, herencia de su pasado de colonización española.

Después de Corón, cogimos una banca que en escasas 8 horas nos llevaría hasta la siguiente isla, la isla de El Nido, también famosa por ser un punto de buceo espectacular, pero que además, tiene otros muchos atractivos.

En esta isla nos quedamos alojados en una de las pequeñas cabañitas en la zona de Corong-Corong (no confundir con la anterior isla de Corón), desde donde cada mañana tomábamos un pequeño desayuno viendo salir el sol, justo en una de las playas más famosas de la zona, Cabañas Beach.

En Corong-Corong aprovechamos para escapar un poco del turismo, pero realmente aquí es un poco más complicado, ya que la zona estaba llena de españoles (tómese «lleno» como produncia); recorrer la isla en moto, saltar de playa en playa en kayak, visitar playas vírgenes donde unos holandeses instalaron sus bungalows-hotel, y comer platos típicos de origen español como Chicken-adobo, fueron las actividades de una semana intensa y divertida.

DSC4705-1024x682

 

DSC4704

 

DSC5234

 

DSC5176

 

DSC5355

Recomendación final: llevad dinero en metálico, ya que a veces puede resultar difícil sacar dinero de los cajeros o incluso pagar con tarjeta de crédito, que nos lo digan a nosotros, que nos tuvimos que quedar en la isla más tiempo del debido (por algún misterio el espacio aéreo filipino estuvo cerrado durante varios días), así que tuvimos que andar ahorrando cada peso filipino para no quedarnos sin dinero.

En estos dos últimos años tuve la oportunidad de viajar a bastantes destinos del Sudeste Asiático, y de los que llevo por ahora, puedo afirmar que Filipinas es de momento el más interesante, por el verde de sus paisajes, porque casi está inexplorado, por la gente amable, la comida, playas, buceo, en definitiva,

DSC4560

 

DSC5338

 

Enlace al artículo original de Equipaxe de Man

Dejar un comentario

0

Un viaje a tu medida

Si te apetece hacer este viaje por tu cuenta, en pareja, grupo o familia, en otras fechas distintas a las que te proponemos, podemos organizar este viaje, o uno similar para ti.

Cuéntanos a través de este formulario un poquito más sobre ti y lo que necesitas, y te responderemos lo antes posible.

pablo-conde-volta-montana

Pablo Conde

GUÍA DE MONTAÑA Y GUÍA OFICIAL DE GALICIA

Pablo Conde es guía oficial de Galicia, guía TD2 de media montaña, guía del Parque Nacional de las Islas Atlánticas, y guía de kayak. Es quien nos acompaña en la mayoría de nuestras rutas. Guía y topógrafo de profesión y fotógrafo de pasión, Pablo conoce con detalle kilómetro a kilómetro de cada una de las rutas que organizamos, y nos irá contando aquello que nos encontremos, con su particular encanto.

Cristina collazo

GUÍA DE MONTAÑA Y GUÍA OFICIAL DE GALICIA

Cristina es guía oficial de Galicia, técnico deportivo en actividades en la naturaleza y guía del Parque Nacional Marítimo-Terrestre das Illas Atlánticas de Galicia. Junto con Pablo crea Volta Montana, y es la encargada de programar los planes que Volta te propone cada mes. Con ella podrás visitar lugares como las islas del Parque Nacional, las Sisargas, y rutas que nos hablan sobre historias vividas y etnografía. Le encanta el mar, y siempre te pondrá buena música cuando te lleve de ruta.